Declaración de la Coordinadora Regional de Organizaciones Indígenas de la Sierra de Zongolica, A.C. (CROISZ) en relación con el crimen de la hermana periodista Regina Martínez Pérez

Pero tam­bién hace­mos un lla­ma­do urgen­te a reco­no­cer que el pro­ble­ma de la cri­mi­na­li­dad tie­ne más fon­do y com­ple­ji­dad. Es un pro­ble­ma estruc­tu­ral que algu­nos quie­re evi­tar que se vea y se cues­tio­ne.

Este cri­men, el recien­te de los 3 perio­dis­tas y los coti­dia­nos que se están dan­do en nues­tro esta­do es una mues­tra feha­cien­te de la degra­da­ción y debi­li­dad de la ins­ti­tu­cio­na­li­dad del Esta­do y del Gobierno, de la dis­tan­cia cre­cien­te de éste con la socie­dad y de su inca­pa­ci­dad para garan­ti­zar segu­ri­dad a la vida de la pobla­ción y segu­ri­dad al patri­mo­nio de los ciu­da­da­nos.

Enfren­tar la cri­mi­na­li­dad solo con accio­nes poli­cia­co mili­ta­res incre­men­ta la vio­len­cia e inse­gu­ri­dad y las muer­tes de inocen­tes. El Movi­mien­to por la Jus­ti­cia con Paz y Dig­ni­dad refren­dó lo que muchos hemos dicho de mil mane­ras y des­de hace mucho tiem­po pero que no hemos sido escu­cha­dos: la cri­mi­na­li­dad orga­ni­za­da es un pro­duc­to de la des­com­po­si­ción ins­ti­tu­cio­nal que es corroí­da por la corrup­ción; es pro­duc­to de la des­com­po­si­ción y des­ar­ti­cu­la­ción de la socie­dad pro­du­ci­da por la pobre­za, las injus­ti­cias y las inequi­da­des por­que el sis­te­ma actual gene­ra una absur­da con­cen­tra­ción de la rique­za en una cuan­tas manos y pro­du­ce una enor­me y cre­cien­te masa de des­po­seí­dos y exclui­dos de las opor­tu­ni­da­des del desa­rro­llo y de la jus­ti­cia.

La pos­tu­ra ofi­cial del Gober­na­dor Javier Duar­te que se des­lin­dó de cual­quier com­pli­ci­dad pare­ce sin­ce­ra, pero no bas­ta con decla­rar su com­pro­mi­so de dar con los res­pon­sa­bles y cas­ti­gar­los. De debe aten­der y resol­ver con la mis­ma con­tun­den­cia la denun­cia de la PGR acer­ca de la posi­ble rela­ción de ex fun­cio­na­rios y fun­cio­na­rios del Gobierno del Esta­do con el cri­men orga­ni­za­do. El sis­te­ma de corrup­ción ins­ti­tu­cio­na­li­za­da pro­du­ce inter­mi­ten­te­men­te nue­vos intere­ses cri­mi­na­les. El lla­ma­do al gobierno fede­ral para que coad­yu­ve en las inves­ti­ga­cio­nes, más allá de las com­pe­ten­cias y el mar­co jurí­di­co nacio­nal,  mues­tra que el Esta­do Vera­cru­zano no es capaz por sí solo de lograr su obje­ti­vo de hacer jus­ti­cia.

Aun es tiem­po para evi­tar lle­gar al no retorno de un Esta­do ingo­ber­na­ble o peor aún a un Nar­co Esta­do de muer­te y des­es­pe­ran­za. El actual gobierno debe vol­ver la vis­ta a don­de está la for­ta­le­za de cual­quier Esta­do: la socie­dad   -y en espe­cial–   en su Pue­blo.

Para reto­mar el sen­de­ro de la armo­nía social, la demo­cra­cia y el desa­rro­llo con jus­ti­cia y dig­ni­dad pro­po­ne­mos que se con­vo­que a un ver­da­de­ro Pac­to de Gober­na­bi­li­dad con todas las fuer­zas polí­ti­cas, los Pue­blos indí­ge­nas, las orga­ni­za­cio­nes socia­les, cul­tu­ra­les, empre­sa­ria­les y la inte­lec­tua­li­dad vera­cru­za­na para pac­tar libre y sufi­cien­te­men­te infor­ma­do y refle­xio­na­do:

Pri­me­ro: aca­bar de ver­dad con la corrup­ción e impu­ni­dad, con la simu­la­ción y el enga­ño.

Segun­do: tras­pa­ren­tar los pro­gra­mas y polí­ti­cas públi­cas para evi­tar el fomen­to del cor­po­ra­ti­vis­mo y el mane­jo clien­te­lar o par­ti­dis­ta de los recur­sos públi­cos y encau­sar­los hacia la gene­ra­ción de empleo o auto­em­pleo y dina­mi­zar la eco­no­mía local y regio­nal para for­ta­le­cer a la socie­dad, su eco­no­mía y sus orga­ni­za­cio­nes civi­les.

Ter­ce­ro: garan­ti­zar el dere­cho fun­da­men­tal de los Pue­blos Indí­ge­nas a ser reco­no­ci­dos como suje­tos de dere­cho públi­co con Terri­to­rio, patri­mo­nio y hacien­da pro­pia, con auto­ri­dad, ley e ins­ti­tu­cio­nes pro­pias que garan­ti­cen nues­tra repro­duc­ción cul­tu­ral étni­ca y cien­tí­fi­ca a par­tir de nues­tra pro­pia iden­ti­dad cul­tu­ral mile­na­ria.

Cuar­to: garan­ti­zar los dere­chos labo­ra­les de los tra­ba­ja­do­res y rever­tir actos opro­bio­sos e ile­ga­les como los que se están prac­ti­can­do: redu­cir sala­rios en CIVE­SA del muni­ci­pio de Noga­les; borrar cual­quier rela­ción labo­ral de los tra­ba­ja­do­res de los cen­tros comer­cia­les, de los pro­fe­so­res de las escue­las pri­va­das -en espe­cial las uni­ver­si­da­des-, y negar a los bom­be­ros un régi­men labo­ral como tra­ba­ja­do­res del Esta­do. Podría­mos enlis­tar toda una serie
de actos de impu­ni­dad, de los due­ños del dine­ro y de agra­vio a la socie­dad que ori­llan a ésta al har­taz­go y favo­re­cen su divor­cio del Esta­do y el Gobierno por­que éstos no los repre­sen­ta, ni repre­sen­tan el inte­rés públi­co sino que se con­fa­bu­la con el “dine­ro orga­ni­za­do” para tor­cer la ley o para ade­cuar­la a favor de unos cuan­tos que no tie­nen… patria ni pue­blo que amen.

La solu­ción de fon­do a la cri­mi­na­li­dad está en for­ta­le­cer a la socie­dad des­de las comu­ni­da­des, muni­ci­pios y regio­nes; está en recons­truir la con­fian­za y uni­dad de la socie­dad en torno a las ins­ti­tu­cio­nes libres de corrup­ción y ejem­plo de trans­pa­ren­cia y de ser­vi­cio públi­co no pri­va­do; final­men­te está en for­ta­le­cer a las ins­ti­tu­cio­nes con polí­ti­cas públi­cas que den sopor­te al for­ta­le­ci­mien­to de la socie­dad y encau­cen los genui­nos intere­ses y aspi­ra­cio­nes de la mayo­ría de los vera­cru­za­nos y no de unos cuan­tos y menos sien­do extran­je­ros. La solu­ción está en suma en la cons­truc­ción de un gobierno demo­crá­ti­co, de jus­ti­cia, de equi­dad y de liber­ta­des.

ATEN­TA­MEN­TE

Came­rino Z. Men­do­za, Ver. A 6 de mayo del año 2012
POR UNA VIDA DIG­NA­MEN­TE HUMA­NA

ASAM­BLEA GENE­RAL DE REPRE­SEN­TAN­TES DE LA CROISZ

Tla­ka­ten­co Julio Aten­co Vidal
Pre­si­den­te
CROISZ

ASAM­BLEA GENE­RAL DE REPRE­SEN­TAN­TES DE LA CROISZ

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *