Carta de Lydia Cacho a Felipe Calderón

Un peri­ta­je demues­tra que el incen­dio de la guar­de­ría ABC en que murie­ron cal­ci­na­dos 40 niños y niñas, vein­ti­cua­tro más que­da­ron heri­dos y mar­ca­das de por vida y otros sesen­ta fue­ron expues­tos a la tra­ge­dia. Exis­te un lis­ta­do de todos los impli­ca­dos en la red de colu­sión de ser­vi­do­res públi­cos res­pon­sa­bles de este sinies­tro; con gus­to el envia­re­mos copia de la docu­men­ta­ción para que ‑tal como usted dice- su gen­te se pon­ga “manos a la obra”.

Mar­tín y Bryan Ala­man­za Sala­zar de 9 y 5 años fue­ron ase­si­na­dos a bala­zos por el ejér­ci­to. No con­for­mes con ulti­mar la vida de los peque­ños, los sol­da­dos del retén fabri­ca­ron evi­den­cias argu­men­tan­do “fue­go cru­za­do”. Los peri­ta­jes y tes­ti­mo­nios demues­tran que fue un sal­va­je ata­que a una fami­lia ino­cen­te que se detu­vo obe­dien­te­men­te en un retén mili­tar en Ciu­dad Mier, Tamau­li­pas. Si gus­ta pode­mos hacer­le lle­gar los nom­bres de sol­da­dos res­pon­sa­bles de la bala­ce­ra. Sim­ple­men­te le supli­ca­mos se ase­gu­re, señor pre­si­den­te, de que la vida de los tes­ti­gos no corra ries­go por coope­rar con usted.

Los refu­gios para muje­res víc­ti­mas de vio­len­cia han sido ata­ca­dos por poli­cías; las víc­ti­mas son pro­te­gi­das por la socie­dad civil que, por cola­bo­rar con el Esta­do, se encuen­tra abso­lu­ta­men­te des­pro­te­gi­da ¿qué reco­mien­da usted para que esta cola­bo­ra­ción no les cues­te la vida a las acti­vis­tas? Miles de niñas víc­ti­mas de tra­ta sexual y labo­ral no tie­nen espa­cios segu­ros, ni recur­sos espe­cia­li­za­dos para su reha­bi­li­ta­ción y para recons­truir sus vidas. Con gus­to le envia­re­mos los nom­bres de los explo­ta­do­res e inclu­so de quie­nes les ofre­cen pues­tos de elec­ción popu­lar para que les sea más fácil coop­tar a su víc­ti­mas y estar ple­na­men­te pro­te­gi­dos de la acción de la justicia.

Ya que está usted intere­sa­do en la cola­bo­ra­ción ciu­da­da­na desea­mos hacer de su cono­ci­mien­to que hom­bres y muje­res perio­dis­tas han sido secues­tra­dos, ase­si­na­das, des­apa­re­ci­dos y encar­ce­la­das jus­ta­men­te por inves­ti­gar todo lo rela­cio­na­do con la gue­rra con­tra la delin­cuen­cia orga­ni­za­da que usted lidera.Tal vez sea de su inte­rés un lis­ta­do de pro­ba­bles res­pon­sa­bles de dichos deli­tos, ya que la fis­ca­lía espe­cial no ha podi­do resol­ver uno sólo de estos casos. Esta­mos segu­ras de que una vez ente­ra­do, usted dará las órde­nes para que se lle­ve a cabo una inves­ti­ga­ción pron­ta y expedita.

Sabe­mos de su afán en erra­di­car la corrup­ción de los sin­di­ca­tos; le infor­ma­mos que una mujer de nom­bre Elba Esther Gor­di­llo se ha enri­que­ci­do de for­ma inex­pli­ca­ble y es res­pon­sa­ble de la pará­li­sis y corrup­ción del sis­te­ma educativo.

Espe­ro que esta humil­de apor­ta­ción sea de uti­li­dad para el avan­ce en ese Méxi­co que todas y todos soña­mos y, que usted ha dicho, está dis­pues­to a res­ca­tar a nues­tro lado. Bien­ve­ni­do a nues­tra reali­dad señor pre­si­den­te. Ten­ga la segu­ri­dad de que segui­re­mos cola­bo­ran­do con infor­ma­ción y deseo de jus­ti­cia.

 

http://www.lydiacacho.net/

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *