Días de muertos y de ineficientes

Por cier­to, lla­ma la aten­ción que en los meses recien­tes, el aumen­to de eje­cu­ta­dos ha sido des­me­su­ra­do, en el Edo­mex, Vera­cruz y el DF.

Y si bien, con dichos datos, no se tra­ta de entrar en páni­co, como algu­nos insis­ten pues a los cua­tro vien­tos pre­go­nan por aquí en por allá, que “en Méxi­co hay exter­mi­nio y que somos el país mas vio­len­to y que etc., etc.,”, tal situa­ción debe preo­cu­par­nos ¡y ocu­par­nos! a todos, aun­que la mayo­ría de esos eje­cu­ta­dos, el 60 por cien­to, pro­ven­ga solo de cin­co estados.

Por­que con todo lo ante­rior, ni en Amé­ri­ca ni en todo el pla­ne­ta somos el país más vio­len­to (pro­por­cio­nal­men­te hablan­do), que algu­nos dicen, ya que ocu­pa­mos el sitio 38 de los 58 más vio­len­tos. Eso dice la Decla­ra­ción de Gine­bra sobre Vio­len­cia Arma­da y Desa­rro­llo, un orga­nis­mo ava­la­do por gobier­nos, orga­nis­mos pri­va­dos y por la pro­pia ONU, y que aca­ba de sesio­nar en Sui­za para eva­luar el asunto.

Según esa Decla­ra­ción las nacio­nes más vio­len­tas del Con­ti­nen­te Ame­ri­cano son El Sal­va­dor (60 eje­cu­ta­dos por cada 100 mil habi­tan­tes), Hon­du­ras, Colom­bia, Vene­zue­la, Gua­te­ma­la, Beli­ce, Bra­sil, Repú­bli­ca Domi­ni­ca­na, Ecua­dor, Puer­to Rico, Baha­mas, Guya­na, Para­guay, Pana­má, Nica­ra­gua, Méxi­co (16 eje­cu­ta­dos por cada 100 mil habi­tan­tes) y Perú.

En todo el pla­ne­ta, los 20 paí­ses más vio­len­tos son: El Sal­va­dor, Hon­du­ras, Colom­bia, Vene­zue­la, Gua­te­ma­la, Irak, Jamai­ca, Beli­ce, Sudá­fri­ca, Sri Lan­ka, Leso­to, Repú­bli­ca Cen­troa­fri­ca­na, Sudán, Repú­bli­ca Demo­crá­ti­ca del Con­go, Corea del nor­te, Kaza­jaz­tan, Mon­go­lia, Bra­sil, Líbano y Rusia. Siguen paí­ses del Cari­be, Áfri­ca, Asia. Ah, en EU tam­bién hay mas eje­cu­ta­dos que en Méxi­co, según esa lis­ta cuyo cri­te­rio para ela­bo­rar­la, es que haya 10 o mas eje­cu­ta­dos por cada 100 mil habitantes.

Pero no nos des­vie­mos del tema, que es el caso de Méxi­co. No se tra­ta, digo yo, de entrar en páni­co ni sola­men­te preo­cu­par­nos, sino de ocu­par­nos. ¿Cómo? Entre otras accio­nes — y con todo res­pe­to para don Javier Sici­lia y ami­gos que le acom­pa­ñan que no piden cas­ti­go a los inte­gran­tes del cri­men orga­ni­za­do sino que pro­po­nen se pida per­dón ¡a los ase­si­nos! — exi­gir a las auto­ri­da­des, en espe­cial a los Gober­na­do­res, efi­cien­cia en el cum­pli­mien­to de su deber, o sea, que se haga jus­ti­cia, cas­ti­gan­do a todos los ase­si­nos y cla­ro, el pri­mer paso es depu­rar a sus poli­cías. Aho­ra que si no pue­den, como diría don Ale­jan­dro Mar­ti, pues que renun­cien! ¿Y uste­des, esti­ma­dos cua­tro o cin­co lec­to­res (as) qué opinan?

De otro tema pre­gún­to­les, mis esti­ma­dos (as): Me han invi­ta­do de dife­ren­tes gru­pos, a par­ti­ci­par en los pró­xi­mos comi­cios inter­nos del PRD. Pero les digo que en dichos even­tos se avi­zo­ra una “mata­zón”, con eje­cu­ta­dos, des­ca­be­za­dos y toda la cosa, pues en eso que lla­man izquier­da van todos con­tra todos, ya que ahí no prac­ti­can com­pe­ten­cias fra­ter­na­les sino ver­da­de­ras gue­rras fra­ti­ci­das y los que pier­den, de inme­dia­to le apues­tan a la ven­gan­za (y todo por la lana), y que mejor hay que pen­sar­le. ¿Cómo la ven (sin albur eh)?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *